Estás en: Inicio / Francia / ¿Merece la pena subir a la Torre Eiffel?

¿Merece la pena subir a la Torre Eiffel?

4.7/5 - (16 votos)

Una de las preguntas que más me hicisteis durante mi viaje por París en 5 días es si merece la pena subir a la Torre Eiffel. Esta famosa estructura de hierro es uno de los monumentos más visitados del mundo y es una experiencia que te recomiendo vivir al menos una vez en la vida.

Antes de subir a la Torre Eiffel, es importante que sepas que tendrás que reservar las entradas con antelación porque se agotan fácilmente. También tendrás que hacer la cola del control de seguridad y la de los ascensores, pero espero que esto no te eche para atrás porque las vistas son impresionantes.

Además, en este artículo quiero contarte cuál fue mi gran error en mi segundo viaje a París por el que no pude subir a la Torre Eiffel. También te hablo sobre dónde comprar las entradas a la Torre Eiffel baratas y muchos consejos que te pueden venir bien. ¡Toma nota!

Torre Eiffel: breve historia

Antes de pasar a contarte si merece la pena subir a la Torre Eiffel y muchos otros datos prácticos, quiero darte algunas pinceladas sobre el símbolo de París.

La Torre Eiffel es obra del arquitecto Gustave Eiffel y se inauguró para la Exposición Universal de 1889. Justo en ese año también se celebraba el centenario de la Revolución francesa.

Esta estructura de hierro de 300 metros de altura al principio no gustó demasiado porque su arquitectura no tenía nada que ver con el resto de edificios y monumentos parisinos. Aun así, ahora presume de ser uno de los monumentos más visitados en todo el mundo.

Las vistas desde la Torre Eiffel son impresionantes, especialmente desde la cima. Eso sí, se forman largas colas porque hay muchos turistas que no quieren irse de la capital francesa sin subir a la Torre Eiffel, como es lógico.

Ya te hablé sobre los mejores miradores en París y, por supuesto, la obra de Gustave Eiffel es uno de ellos. Aun así, es probable que te preguntes si merece la pena subir a la Torre Eiffel. Mi respuesta es… ¡sí rotundo! Creo que es una experiencia que tienes que vivir al menos una vez en la vida.

Merece la pena subir a la Torre Eiffel, al menos una vez en la vida.

Merece la pena subir a la Torre Eiffel, al menos una vez en la vida.

 

Curiosidades de la Torre Eiffel

1. Fue la estructura más alta del mundo hasta 1930. El edificio Chrysler de Nueva York le arrebató el podio, pero hasta 1930 la Torre Eiffel presumió de ser la estructura más alta del mundo.

2. Tiene un aforo de 5000 personas. Impresiona un poco imaginarse a tanta gente a la vez en la Torre Eiffel, ¿verdad? En la 1ª planta caben 3000 personas, en la 2ª panta 1600 personas y en la 3ª planta alrededor de 400 personas.

3. La Torre Eiffel se pinta cada 7 años. Para evitar que el hierro se oxide, los encargados de mantenimiento pintan la Torre Eiffel cada 7 años. ¡No me quiero imaginar el trabajo que da eso!

4. Hay 72 nombres de científicos grabados en la torre. Cuando Gustave Eiffel diseñó la Torre Eiffel, quiso rendir homenaje a 72 ingenieros, científicos y matemáticos grabando su nombre en la torre. A principios del siglo XX cubrieron los grabados con pintura, pero por suerte se restauraron de nuevo.

5. El 14 de julio se celebra por todo lo alto en la Torre Eiffel. El 14 de julio es la fiesta nacional de Francia y uno de los sitios más especiales para celebrarlo es la Torre Eiffel. ¡Me encantaría ver en directo los fuegos artificiales que lanzan desde la 2ª planta!

6. La torre se construyó para que fuese una obra temporal. En un principio se construyó para que estuviera en pie durante 20 años. La idea era derribarla después de la Exposición Universal de 1889, pero como se le dio un nuevo uso gracias a su antena de retransmisión de radio y televisión, todavía sigue en pie.

Cómo visitar el símbolo de París

Antes de nada, lo primero que debes saber es que las entradas vuelan (literalmente). Te lo digo por experiencia propia, ya que en mi segundo viaje a París intenté reservarlas con 1 mes de antelación en la página oficial y en webs de intermediarios y no quedaba ni un solo hueco. ¡Me quedé con las ganas de subir otra vez!

Si no quedaran entradas en la web oficial (son más baratas), puedes reservar la entrada a la 2ª planta, la entrada a la 3ª planta o alguno de los pases turísticos que incluyen la visita de la Torre Eiffel, como el Go City Pase Explorer o el Go City Todo Incluido.

Por cierto, aquí te cuento mi opinión sobre el Paris Pass (actual Go City) por si tienes dudas sobre si merece la pena o no esta tarjeta turística.

Cuántos pisos tiene la Torre Eiffel

La Torre Eiffel cuenta con tres plantas y dos restaurantes en la propia torre: Madame Brasserie en la 1ª planta y Le Jules Verne en la 2ª planta, que es un restaurante Michelin de Frédéric Anton.

Estas son las diferencias entre las 3 plantas de la Torre Eiffel:

  • Primera planta: su visita está incluida en todas las entradas. Se sube a 57 metros de altura por escaleras y hay un ascensor reservado a las personas con movilidad reducida. En la 1ª planta se encuentra el restaurante Madame Brasserie, pero las vistas no son las mejores.
  • Segunda planta: se puede subir por escaleras o en ascensor para disfrutar de las vistas de París a 115 metros de altura. Aquí se encuentra el restaurante Le Jules Verne. Si no hay entradas en la web oficial, puedes reservar aquí la entrada para subir a pie o en ascensor.
  • Tercera planta: en mi opinión, subir a la cima es la mejor opción. Llegarás a 275 metros de altura y solo se puede acceder en ascensor. Las personas con movilidad reducida no pueden subir a la cima por temas de seguridad por si hubiera que hacer una evacuación urgente. Si no hubiera plazas en la web oficial, reserva aquí cuanto antes las entradas a la 3ª planta porque son las primeras que se agotan.
Las entradas se agotan con rapidez, así que te recomiendo reservar con antelación para no quedarte con las ganas de subir a la Torre Eiffel.

Las entradas se agotan con rapidez, así que te recomiendo reservar con antelación para no quedarte con las ganas de subir a la Torre Eiffel.

 

Entradas a la Torre Eiffel baratas

Subir a la Torre Eiffel merece la pena, pero conseguir entradas puede ser toda una odisea. Lo primero que debes hacer es mirar las entradas en la web oficial, que es donde salen más baratas. El único inconveniente es que no son reembolsables ni se pueden cambiar de fecha y hora.

Es muy importante que tengas en cuenta los plazos para comprar las entradas a la Torre Eiffel en la web oficial. Las entradas online se venden con un máximo de 60 días de antelación (para subir en ascensor) y con 14 días de antelación para subir por escaleras a la 2ª planta. Ojo con esto porque yo miré con 1 mes de antelación para subir en ascensor y estaban agotadas.

Si no quedaran entradas en la página oficial, tendrás que recurrir a las webs de intermediarios. Son más caras, pero suelen tener más disponibilidad de entradas. Estas son algunas de las entradas más vendidas por si quieres echarles un vistazo:

Por último, te quedaría la opción de reservar en taquilla. Las colas que se forman en la Torre Eiffel son una auténtica locura, así que yo directamente lo descartaría.

Ten en cuenta que tendrás que hacer dos colas (la de taquilla y la del control de seguridad) y te arriesgas a estar horas esperando y que después te digan que el aforo está completo para ese día y para los días posteriores. Una pérdida de tiempo.

¿Merece la pena subir a la Torre Eiffel?

Sí rotundo. Yo lo hice en mi primer viaje a París y la experiencia me encantó. No te voy a negar que a ratos puede resultar un poco agobiante porque hay mucha gente y tienes que hacer diferentes colas, incluso con la entrada comprada con antelación.

Tendrás que esperar la cola del control de seguridad, la cola del ascensor a la 2ª planta (si no subes por escaleras) y la cola para subir en ascensor a la cima. Calcula que tardarás 1 hora y 30 minutos en visitar la 1ª y 2ª planta y 2 horas y 30 minutos en hacer todo el recorrido hasta la cima.

Pese a todas las incomodidades, en mi opinión sí merece la pena subir a la Torre Eiffel. Es uno de los monumentos más visitados del mundo y el símbolo por excelencia de París. Ver la estructura de hierro de cerca y disfrutar de las vistas de París son momentos que no se olvidan fácilmente.

Lo único que debes tener en cuenta es que (lógicamente) desde la Torre Eiffel no tienes vistas de la Torre Eiffel. Pero para eso puedes visitar la Torre Montparnasse, que es uno de mis miradores preferidos en la capital francesa, desde donde tienes unas vistas preciosas de la torre de hierro.

La hora más solicitada para visitar este famoso monumento es al atardecer, ya que puedes disfrutar de las vistas de día y de noche.

La hora más solicitada para visitar este famoso monumento es al atardecer, ya que puedes disfrutar de las vistas de día y de noche.

 

Hoteles con vistas al famoso monumento

Muchos viajeros sueñan con ver la Torre Eiffel desde la habitación de su hotel. Es una experiencia que no se vive todos los días, desde luego.

Si tú también has pensado alguna vez en darte este capricho, aquí te cuento cuáles son los mejores hoteles con vistas a la Torre Eiffel. Ten en cuenta que algunos son de lujo (no aptos para el bolsillo de la gran mayoría me atrevería a decir), pero también hay hoteles económicos con vistas al símbolo de París.

Yo miré para alojarme en el Pullman Paris Tour Eiffel aunque fuera solo una noche, pero no quedaban habitaciones libres. Otros hoteles baratos junto a la Torre Eiffel son el Hôtel Le Relais Saint Charles y First Hotel.

Consejos para subir a la Torre Eiffel

1. Merece la pena subir a la Torre Eiffel. Creo que ya ha quedado claro pero, en mi opinión, subir a la Torre Eiffel es uno de los planes que no te debes perder, independientemente de que vayas a visitar París en 4 días, París en 3 días, París en 2 días o París en un día.

2. Reserva tus entradas online con antelación. En general, es importante comprar las entradas con antelación para visitar los monumentos y los mejores museos de París. Esto es especialmente crucial si quieres visitar la Torre Eiffel, ya que las entradas se agotan con una rapidez increíble y hacer la cola kilométrica en taquilla créeme que desespera a cualquiera.

3. Ahorra en tu escapada con algún pase turístico. París es una ciudad que se presta a visitar un montón de museos y monumentos, como el Arco del Triunfo y el Museo de Orsay, entre otros muchos. Por eso, te recomiendo que eches un vistazo a los pases turísticos de París para ahorrar en tu escapada.

Puedes elegir entre el Go City Pase Explorer, que incluye la visita de 3, 4, 5 o 7 lugares turísticos de París, y el Go City Todo Incluido, que te permite visitar todos los lugares que quieras durante 2, 3, 4 o 6 días.

4. Aprovecha para hacer el crucero por el Sena. Justo al lado de la Torre Eiffel salen los barcos para dar un paseo por el río Sena. Reconozco que hice el crucero sin grandes expectativas, pensando que no sería gran cosa, y resultó ser una de las actividades que más me gustaron en mi viaje por París. Aquí te cuento mi experiencia en el crucero por el Sena. Yo reservé este crucero, que es la opción más económica, pero también puedes hacer el crucero con cena gourmet si buscas un plan más especial.

5. Visita la Torre Eiffel a primera o última hora del día. Nosotros viajamos esta última vez a París con bebé, así que si hubieran quedado entradas libres, habría preferido ir en los horarios de menor afluencia. Si tú también quieres visitar la Torre Eiffel con más calma (teniendo en cuenta que habrá cientos de turistas a cualquier hora del día), la mejor hora es de 9:00 a 11:00 o de 20:00 a 22:30 horas.

6. Compra las entradas en la web oficial. Las entradas en la página oficial son más baratas que en ninguna otra web de intermediarios. Son la mejor opción, pero tendrás que darte prisa en reservar porque se agotan a la velocidad del rayo. Si no quedara ninguna entrada disponible, puedes reservar aquí tu entrada a la 3ª planta o la entrada a la 2ª planta. Apuesto a que cuando termines la visita, tú también pensarás que merece la pena subir a la Torre Eiffel.

Antes de terminar, quiero compartir contigo más artículos sobre París que te pueden interesar:

¿Te ha gustado mi artículo sobre si merece la pena subir a la Torre Eiffel? Si es así, ¡compártelo, me ayudas mucho! Y si tienes alguna duda, déjame un comentario y te responderé enseguida.

TE AYUDO A VIAJAR A PARÍS AL MEJOR PRECIO

Artículos recomendados:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

No hay comentarios