5/5 - (10 votos)

Te queda muy poco para recorrer Lisboa en 2 días y ya te empiezas a imaginar disfrutando de las vistas desde sus miradores. La capital portuguesa tiene una mezcla de aire decadente, alternativo y bohemio que a mí me enganchó desde el primer momento. Sus callejuelas empedradas, su castillo en lo alto de la Colina de San Jorge, su deliciosa gastronomía y el río Tajo como telón de fondo.

Hay infinidad de planes que hacer en Lisboa. Tiene plazas con mucho ambiente, mercados al aire libre, templos religiosos maravillosos como el Monasterio de los Jerónimos, que es una de las Siete Maravillas de Portugal, y tranvías que le dan un toque vintage a la ciudad.

¿Qué más planes te recomiendo en tu itinerario por Lisboa en 2 días? Subir en el Elevador de Santa Justa, dar un paseo en barco hasta Belém, probar los pasteles de nata más famosos de la capital y llenar tu estómago de bacalao a bras, caldeirada de peixe y ginjinha. Para empezar, puedes hacer este free tour por Lisboa o el tour privado en español. Boa viagem!

 

Mapa con los sitios que ver en Lisboa en 2 días

En el siguiente mapa te dejo marcada la ruta de cada día por colores, con todos los sitios que ver en Lisboa en 2 días.

Para que sea más fácil seguir el mapa, he señalado el itinerario del primer día en color salmón y el del segundo día en azul. ¡Espero que te sirva!


Lisboa en 2 días: itinerario completo

Día 1: Jardim de São Pedro de Alcântara, plazas monumentales, Elevador de Santa Justa, iglesias y conventos, Ascensor da Bica, Pink Street y espectáculo de fado.

Día 2: Castillo de San Jorge, miradores del barrio de Alfama, Feira da Ladra, Sé de Lisboa, Casa dos Bicos, Plaza del Comercio y tarde en Belém.

 

Día 1 de la ruta por Lisboa en dos días

Jardim de São Pedro de Alcântara, uno de los miradores más bonitos de Lisboa

La capital portuguesa es conocida como la ‘Ciudad de las Siete Colinas’ y eso solo puede significar una cosa: ¡vistas de infarto desde sus miradores! Dicen que el favorito de los lisboetas es el Jardim de São Pedro de Alcântara y no me extraña porque es una preciosidad.

Desde allí tienes vistas de la Sé de Lisboa, el Castillo de San Jorge, la Iglesia de São Vicente de Fora y toda la parte baja de Lisboa. Tiene bancos para sentarse, árboles que dan sombra y un mapa de azulejos muy curioso donde se señalan los monumentos más importantes.

Puedes subir a pie aunque, si te quieres ahorrar la caminata, mejor coge el Elevador da Glória en la Plaza de los Restauradores. Independientemente de cómo llegues, estoy segura de que el Jardim de São Pedro de Alcântara también se va a colar en tu ranking de los mejores miradores de Lisboa.

Las plazas más monumentales que ver en Lisboa en 2 días

Una de las cosas que más me gustan de Lisboa es disfrutar del ambiente en sus plazas. Desde el Jardim de São Pedro de Alcântara puedes continuar tu recorrido hacia la Praça dos Restauradores. Allí verás el obelisco que conmemora la independencia de Portugal en el siglo XVII tras la dominación española.

En este primer día también te dará tiempo a pasear por la Praça do Rossio, en la que destaca el Teatro Nacional Doña María II y la estatua de Pedro IV de Portugal, y la Praça da Figueira, donde disfrutamos de un mercado al aire libre de artesanías y comida para chuparse los dedos. ¡Probé un sándwich de lechón exquisito!

Puedes visitar todas estas plazas por libre o reservar este free tour clásico. Es una buena forma de conocer en pocas horas los sitios más espectaculares que ver en Lisboa. Además, irás con un guía en español que te explicará muchas curiosidades de la ciudad y el recorrido no se solapa con los lugares que voy a proponerte para el segundo día.

De todas formas, te dejo por aquí los mejores free tours de Lisboa por si quieres más ideas. Tienes opciones bohemias, alternativas, misteriosas… Lo difícil es elegir.

Elevador de Santa Justa, un clásico que no debe faltar

No hay visita completa a Lisboa sin subir en el histórico Elevador de Santa Justa. Este ascensor de hierro data de 1902 y en aquella época funcionaba con vapor. Si eres un nostálgico como yo, siento decirte que lo modernizaron hace tiempo y que la maquinaria ahora es eléctrica.

Además de ser un elevador histórico, desde su plataforma superior tienes una de las mejores vistas de la ciudad. A tus pies, el Castillo de San Jorge, la Praça do Rossio y el precioso barrio de la Baixa. Si tienes la Lisboa Card, puedes subir gratis (una vez). Tampoco hay que abusar. 😊

El Elevador de Santa Justa es uno de los símbolos que ver en Lisboa en 2 días.
El Elevador de Santa Justa es uno de los símbolos que ver en Lisboa en 2 días.

 

Iglesias y conventos que ver en Lisboa en 2 días

En Lisboa hay muchas iglesias y conventos, así que como solo vas a estar un par de días, tendrás que elegir.

Una de las más bonitas es la Iglesia de San Roque, que está muy cerca del Jardim de São Pedro de Alcântara. Aunque su fachada te parezca sobria, no dejes de entrar porque te vas a sorprender con el mármol, las pinturas, las tallas de madera dorada y sus capillas.

Otro de mis templos preferidos es la Iglesia de Santo Domingo. Fue construida en el siglo XIII, aunque no ha tenido una “vida fácil”. Sufrió el terremoto de Lisboa de 1755 y un incendio en 1959. Se ha reconstruido parcialmente, pero me gustó ver que han mantenido la huella de las llamas en las columnas de mármol. Esta iglesia es historia pura.

Por último, te recomiendo el Convento do Carmo, otro de los perjudicados durante el terremoto de 1755. Dentro está el Museo Arqueológico do Carmo, que cuenta con un montón de obras de arte desde la Prehistoria hasta la Edad Contemporánea.

La Iglesia de Santo Domingo conserva la huella de las llamas de un incendio.
La Iglesia de Santo Domingo conserva la huella de las llamas de un incendio.

 

Praça Luís de Camões y sus exquisitos pasteles de nata

He puesto adrede la Praça Luís de Camões aparte porque es una de mis preferidas que ver en Lisboa en 2 días. Esta plaza separa los barrios de Chiado y Bairro Alto y en su parte central luce con orgullo la estatua del poeta Luís de Camões.

¿El mejor plan? Sentarse en uno de sus bancos a ver el ambiente. Unos leyendo el periódico, otros cantando, otros tomando algo en la terraza de un bar y yo… comiendo un delicioso pastel de nata de la cafetería Manteigaria. ¡Quién pudiera tomarse uno ahora!

Ascensor da Bica, un recorrido pintoresco que hacer en Lisboa

En tu ruta por Lisboa en 2 días seguro que quieres hacerte una foto al lado de un tranvía histórico, ¿verdad? Si tu respuesta es sí, acércate al Ascensor da Bica.

El recorrido es corto (unos 200 metros), pero tiene mucho encanto porque se sube entre casas antiguas y balcones llenos de flores. Fue declarado Monumento Nacional en 2002 y es una auténtica preciosidad.

Pink Street, todo al rosa

Cerca del Ascensor da Bica está la Pink Street, que se ha puesto muy de moda porque tiene el suelo de color rosa. No es una calle monumental, pero sí es el sitio perfecto si te apetece ir a bares con terraza donde picar algo.

Antiguamente esta calle, que oficialmente se llama Rúa Nova do Carvalho, estaba llena de prostíbulos y tugurios de mala muerte. Ahora es una zona con mucho ambiente nocturno. Si buscas un lugar diferente, apunta Sol e Pesca.

Espectáculo de fado

Para terminar el primer día de la ruta por Lisboa en 2 días te propongo asistir a un espectáculo de fado. Ya sabes que este género musical es muy popular en Portugal y, como decía la gran fadista Amália Rodrigues, el fado hay que sentirlo. ¡Y a eso vamos!

Hay que reconocer que las melodías del fado no son la alegría de la huerta. De hecho, hablan de saudade, frustración y nostalgia. Pero ya que estás en Lisboa, es una buena oportunidad para vivir una experiencia muy local. Puedes reservar este espectáculo de fado en Chiado o este tour nocturno por Alfama con cena y espectáculo de fado.

¿Quieres disfrutar de un espectáculo de fado en directo?

 

Día 2 del itinerario por Lisboa en dos días

Castillo de San Jorge

Empezamos el segundo día de la ruta por Lisboa en 2 días y hoy quiero que madrugues para ir al Castillo de San Jorge. Así evitarás las largas colas que se forman a media mañana.

Este castillo estuvo en manos de los musulmanes en el siglo IX, por eso también era conocido como Castelo dos Mouros. Fue modificado durante el reinado de Alfonso Henriques, el primer rey de Portugal, y se reconstruyó en 1938 tras quedar en ruinas por el terremoto de Lisboa.

El Castillo de San Jorge se ve desde diferentes puntos de Lisboa porque está en lo alto de la Colina de San Jorge y es una maravilla con sus once torres y sus jardines. Su historia es súper interesante, así que te recomiendo reservar este tour con guía en español por el castillo y el barrio de Alfama.

Desde el Castillo de San Jorge tienes una de las mejores vistas de la capital portuguesa.
Desde el Castillo de San Jorge tienes una de las mejores vistas de la capital portuguesa.

 

¿Te apetece visitar el Castillo de San Jorge y el barrio de Alfama con guía?

 

Miradores del barrio de Alfama con vistas de postal

Ya te adelanté al principio que uno de los mejores planes que hacer en Lisboa es asomarte a sus miradores. Es lo que tiene ser la ‘Ciudad de las Siete Colinas’.

Uno de los más populares es el Mirador de Portas do Sol porque tiene una de las mejores vistas de la ciudad, con permiso del Jardim de São Pedro de Alcântara. Desde este mirador se ve la Iglesia de São Vicente de Fora, el barrio de Alfama y el río Tajo al fondo.

También te recomiendo el Mirador de Santa Lucía. No tiene tan buenas vistas como el Mirador de Portas do Sol, pero merece la pena acercarse para ver las paredes de azulejos y el patio de buganvillas. Puedes conocer muchas curiosidades de este barrio y sus miradores en el free tour por Alfama.

No puede faltar en tu ruta por Lisboa en 2 días el Mirador de Portas do Sol.
No puede faltar en tu ruta por Lisboa en 2 días el Mirador de Portas do Sol.

 

Feira da Ladra y el Panteón Nacional, dos sitios curiosos que ver en Lisboa

¿Tu visita a Lisboa te coincide en martes o sábado? Si es así, no puedes perderte la Feira da Ladra que se celebra esos días de la semana. Yo siempre que voy a Lisboa me acerco para ver los diferentes puestos de artesanías, ropa, bolsos de cuero, carteras y monederos de corcho… Es un buen lugar para comprar productos locales y llevarte un bonito recuerdo de tu viaje.

Mientras paseas por este mercado al aire libre verás un edificio muy señorial. Es el Panteón Nacional, donde están enterrados varios presidentes de Portugal, la fadista Amália Rodrigues y otros personajes célebres.

En el Panteón Nacional están enterradas personas que tuvieron gran influencia en Portugal.
En el Panteón Nacional están enterradas personas que tuvieron gran influencia en Portugal.

 

Sé de Lisboa, la Catedral que ver en Lisboa en 2 días

La Catedral o Sé de Lisboa es la iglesia más antigua de la ciudad. Fue construida a principios del siglo XII y es inconfundible con sus dos torres y el rosetón en la parte central de la fachada. Como gran parte de Lisboa, la catedral también ha sufrido las consecuencias de varios terremotos.

Por fuera es bastante sobria, pero te animo a que entres para ver el claustro y el Tesoro de la Catedral, en el que se exponen un montón de joyas y reliquias. También hay sarcófagos del siglo XIV y la pila bautismal de San Antonio de Padua.

La entrada a la Catedral de Lisboa es gratuita, pero hay que pagar para visitar el claustro y el Tesoro.
La entrada a la Catedral de Lisboa es gratuita, pero hay que pagar para visitar el claustro y el Tesoro.

 

Casa dos Bicos, uno de los edificios más fotografiados

En tu recorrido por Lisboa en 2 días no puede faltar la Casa dos Bicos. Este edificio, donde actualmente se encuentra la Fundación José Saramago, es uno de los más fotografiados en la ciudad. ¿El motivo? Su fachada cubierta de bicos o piedras en forma de punta de diamante.

Brás de Albuquerque, el propietario de esta vivienda, se inspiró en sus viajes a Italia y, al volver, la mandó construir siguiendo la arquitectura italiana. Como te puedes imaginar, esta casa también quedó derruida tras el terremoto de 1755, pero se reconstruyó y es una auténtica preciosidad.

Plaza del Comercio y las vistas desde el Arco Triunfal

La Praça do Comercio impresiona porque tiene un tamaño considerable. También me llamaron la atención sus edificios porticados, el ambiente en las terrazas y, cómo no, su imponente Arco del Triunfo de la Rúa Augusta.

Este Arco Triunfal se mandó construir después del terremoto de Lisboa de 1755 para demostrar la capacidad de resurgir de la ciudad.

Además, es uno de los sitios con las mejores vistas de Lisboa (y poco conocido), así que te animo a reservar tu entrada para subir. Ver la Plaza del Comercio desde las alturas con el río Tajo como telón de fondo es una imagen que se te va a quedar grabada en la retina por mucho tiempo.

La Plaza del Comercio tiene edificios porticados y el precioso Arco Triunfal de la Rúa Augusta.
La Plaza del Comercio tiene edificios porticados y el precioso Arco Triunfal de la Rúa Augusta.

 

Belém, un imprescindible en tu ruta por Lisboa en 2 días

Para terminar el día, te propongo un plan que me encantó y volvería a repetir. Desde la Plaza del Comercio puedes dar este paseo en barco por Lisboa. Durante la travesía se pasa por el Puente 25 de Abril y se ve a lo lejos el enorme Cristo Rey. El barco te deja en Belém y las vistas del Monumento a los Descubrimientos y la Torre de Belém desde el río Tajo son alucinantes.

Además, el paseo en barco que te recomiendo incluye un tour por Belém para conocer muchas curiosidades de sus principales monumentos, como el Monasterio de los Jerónimos. Y ¿qué es lo más típico en esta zona? Probar los pasteles de nata más famosos de la capital en la cafetería Pasteles de Belém. ¡Su masa es crujiente y están para chuparse los dedos!

En tu ruta por Lisboa en 2 días te recomiendo acercarte a la Torre de Belém, que se utilizaba antiguamente con fines defensivos.
En tu ruta por Lisboa en 2 días te recomiendo acercarte a la Torre de Belém, que se utilizaba antiguamente con fines defensivos.

 

 

Qué hacer si tienes más de 2 días en Lisboa

Si haces este itinerario que te he propuesto, te dará tiempo a visitar los sitios más emblemáticos de la capital portuguesa. Pero si puedes alargar tu escapada al menos un día más, lo vas a agradecer. Aquí te dejo mi guía de Lisboa en 3 días por si quieres echarla un vistazo.

Además, quiero animarte a que conozcas los alrededores de la ciudad. Ya te hablé sobre qué ver cerca de Lisboa, con un montón de ideas para todos los gustos. A mí me encanta Cascais, Sintra y su precioso Palacio da Pena y el castillo templario de Tomar.

Cascais es una de las mejores escapadas en los alrededores de Lisboa.
Cascais es una de las mejores escapadas en los alrededores de Lisboa.

 

¿Te apetece visitar Sintra, Cascais y el Palacio da Pena desde Lisboa?

 

Consejos para visitar Lisboa

Como quiero que aproveches al máximo tu escapada, he recopilado mis consejos para visitar Lisboa (y no liarla). Te aconsejo que los leas porque te pueden venir bien para organizar tu itinerario y para ahorrar.

Esta última vez viajamos con nuestra bebé de 10 meses, así que si tú también viajas con hijos/as pequeños, echa un vistazo a mi post sobre viajar a Lisboa con bebé. Aunque todo el mundo te diga lo contrario, ¡claro que se puede!

Te adelanto algunos de mis consejos:

1) Reserva tus traslados con antelación. Si vas a viajar en avión, estúdiate bien cómo ir del Aeropuerto de Lisboa al centro. Hay transporte público que te deja en el centro, buses nocturnos y traslados privados hasta tu hotel si buscas comodidad.

2) Cuantos más días, mejor. Aunque puedes visitar los sitios principales del centro siguiendo mi itinerario de Lisboa en un día, te recomiendo dedicarle entre 2 y 3 días a la capital portuguesa. Así podrás disfrutar de su ambiente, recorrer sus plazas sin prisas, probar su rico bacalao a bras y comer pasteles de Belém como si no hubiera un mañana 😉.

3) Alójate en un hotel céntrico. No hagas como hice yo esta última vez y reserva tu hotel con antelación. Lisboa es un destino muy turístico y los mejores hoteles relación calidad-precio, vuelan. Antes de reservar, echa un vistazo a mi artículo sobre dónde dormir en Lisboa, en el que te hablo sobre las mejores zonas y hoteles. El Hotel da Baixa y el Hotel Santa Justa están fenomenal y tienen muy buena ubicación.

¿Buscas un hotel con encanto en pleno centro de Lisboa?

 

4) Sintra y Cascais, mis sitios favoritos en los alrededores. Son dos destinos totalmente diferentes. En Sintra te esperan palacios de cuento muy coloridos y castillos con mucha historia. Y en Cascais tienes playas para relajarte y darte un chapuzón. Aquí te cuento cómo ir a Sintra y cómo ir a Cascais desde Lisboa por si te animas a conocerlos (ojalá que sí).

5) Los lunes cierran los principales museos y monumentos. Ojo con esto porque puede que vayas con toda la ilusión del mundo y te encuentres con la puerta cerrada a cal y canto. Revisa los horarios para no llevarte sorpresas.

6) Prueba la gastronomía local. En Lisboa se come de maravilla y hay restaurantes para todos los bolsillos. Tienes que probar el bacalao a bras, los buñuelos de bacalao, los pasteles de Belém, la carne de cerdo a la alentejana, las sardinas asadas, la caldeirada de peixe… Si te gusta el marisco, la Cervejaria Ramiro es una apuesta segura.

7) Si vas en coche, echa gasolina en España. La gasolina es más barata en España, así que si tienes pensado llegar a Lisboa en coche, no olvides repostar antes de cruzar la frontera. ¡Tu bolsillo lo va a agradecer!

8) Lleva calzado cómodo. Seguro que mucha gente te ha advertido de que en Lisboa te esperan cuestas para aburrir. Y yo vengo a darte la mala noticia de que así es. Hay tramos con cuestas empinadas y escaleras infinitas, especialmente para llegar a los miradores, pero también hay zonas llanas, como la Plaza del Comercio y alrededores. Lo más importante es que lleves calzado cómodo para caminar hasta que tus pies aguanten.

9) Mira si te compensa la Lisboa Card. Con esta tarjeta turística tienes transporte público ilimitado, entradas gratuitas a muchos monumentos, como el Monasterio de los Jerónimos, la Torre de Belém y el Elevador de Santa Justa, y un montón de descuentos. Echa un vistazo a la Lisboa Card y haz cálculos para ver si te compensa.

10) Disfruta de Lisboa. Mi mayor consejo (para Lisboa y para cualquier viaje que hagas) es que lo pases bien. Aunque haya cuestas, calles empedradas, haga calor, tengas que esperar para comer en algún restaurante… Disfruta de cada minuto en Lisboa porque cuando termine tu viaje solo querrás volver.

¿Te ha gustado mi artículo sobre qué ver en Lisboa en 2 días? Si te ha parecido interesante, ¡compártelo, me ayudas mucho! Y si tienes alguna duda, como siempre, te leo abajo en comentarios.

TE AYUDO A VIAJAR A LISBOA AL MEJOR PRECIO