Los molinos manchegos inspiraron a Cervantes a escribir la novela más destacada de la literatura española: Don Quijote de la Mancha. Seguro que recuerdas que la historia transcurría “en un lugar de La Mancha de cuyo nombre no quiero acordarme”. Pues visitar paisajes donde imaginar las aventuras de Don Quijote y Sancho Panza es posible en lugares como Consuegra. Para ello, he recopilado los horarios, precios y entradas a los molinos de viento de Consuegra, la historia de los molinos de Consuegra y Don Quijote, y hasta cómo vivir la experiencia única de comer dentro de un molino.

Los doce molinos de viento de Consuegra forman parte de la Ruta de Don Quijote y son unos de los mejor conservados de Castilla-La Mancha. Además, se encuentran a escasos 60 km de Toledo, ciudad imperial con un pasado judío, cristiano y musulmán muy interesante. Te aseguro que la estampa con los molinos blancos y el Castillo de la Muela de fondo no te dejará indiferente.

Los molinos de viento de Consuegra son un lugar de postal de La Mancha toledana.
Los molinos de viento de Consuegra son un lugar de postal de La Mancha toledana.

 

 

Historia de los molinos de viento

Voy a contarte muy brevemente la historia de los molinos de Consuegra. Como sabes, por esta localidad pasaron diferentes culturas desde la época prerromana, pero el auge de estas obras de ingeniería no llegó hasta la segunda mitad del siglo XVI. Los molinos de viento tuvieron gran importancia en el pasado porque aprovechaban la fuerza del viento para moler el grano de cereal, principalmente de trigo. Una vez molido, se extraía la harina y el pienso que ayudaron al desarrollo de esta comarca.

Castilla-La Mancha es sinónimo de secarral y la opción de tener molinos de agua era inviable por la ausencia de corriente fluviales. Por eso, fue un gran acierto construir los molinos de viento, que aparte de cumplir su función en el sector agrícola y de consumo, fueron explotación exclusiva del Priorato de San Juan. Actualmente sirven para fines turísticos y no me extraña que hasta los japoneses incluyan este lugar en su itinerario cuando visitan España.

Y ¿de qué fecha datan los molinos de Consuegra? Uno de ellos, el molino Sancho, preserva la maquinaria del siglo XVI, pero la mayoría fueron construidos a finales del siglo XVIII y principios del XIX. La ubicación escogida para estos gigantes quijotescos sobre la crestería del Cerro Calderico es insuperable. Estos molinos forman parte de la Ruta de Don Quijote y te aseguro que consiguen teletransportarte a las páginas de la novela de Cervantes y revivir la lucha de Don Quijote y Sancho Panza contra estos gigantes.

La mayoría de los molinos fueron construidos a finales del siglo XVIII y principios del XIX.
La mayoría de los molinos fueron construidos a finales del siglo XVIII y principios del XIX.

 

Vistas de los molinos de Consuegra sobre el Cerro Calderico

El símbolo de Consuegra son los molinos de viento sobre el Cerro Calderico. Es uno de los sitios más impresionantes que ver en Consuegra, junto con el castillo sanjuanista donde murió el hijo del Cid Campeador en una batalla junto a Alfonso VI para vencer a las tropas almorávides.

Llegamos al conjunto de molinos a primera hora de la mañana y nos sorprendió lo bien conservados que están. Además, como era de esperar, las vistas desde los molinos de Consuegra son soberbias. Si querían aprovechar la fuerza del viento, tenían que estar ubicados en una elevación para aprovechar las corrientes de aire.

Los molinos de Consuegra fueron declarados Bien de Interés Cultural en 2008 y te aseguro que en persona no defraudan por mucho que los hayas visto cientos de veces en imágenes. Un consejo: no te vayas sin ver el atardecer desde los molinos.

Vistas del pueblo de Consuegra desde el Castillo de la Muela.
Vistas del pueblo de Consuegra desde el Castillo de la Muela.

 

Molinos de Consuegra y su relación con Don Quijote

Seguro que recuerdas la frase de Don Quijote que decía: “la ventura va guiando nuestras cosas mejor de lo que acertáramos a desear; porque ves allí, amigo Sancho Panza, donde se descubren treinta o pocos más desaforados gigantes, con quien pienso hacer batalla y quitarles a todos las vidas, con cuyos despojos comenzaremos a enriquecer, que esta es buena guerra, y es gran servicio de Dios quitar tan mala simiente de sobre la faz de la tierra”.

Don Quijote veía gigantes de brazos largos donde Sancho Panza veía molinos de viento con grandes aspas. Esta escena de Cervantes sigue recordándose varios siglos después, pero la historia no queda ahí. Los molinos de Consuegra, junto con los de Campo de Criptana en Ciudad Real y Mota del Cuervo en Cuenca son el reclamo de miles de turistas que se acercan a echar a volar su imaginación.

Después de visitar los molinos de Consuegra, me dieron ganas de leer la novela completa de Don Quijote de La Mancha. Leí algunos fragmentos sueltos en el colegio y otros hace algunos años, pero no me la he leído entera, así que Consuegra ha servido para dar el empujón que me faltaba.

Don Quijote confundió los molinos de La Mancha con gigantes de brazos largos.
Don Quijote confundió los molinos de La Mancha con gigantes de brazos largos.

 

Estructura de los molinos de Consuegra

Enseguida te cuento los precios, horarios y cómo conseguir las entradas a los molinos de Consuegra. Pero antes, quiero darte unas pinceladas sobre la estructura de estos “desaforados gigantes”. Ya sabes que los molinos de viento surgieron para fortalecer la economía de esta tierra seca de Castilla-La Mancha. A falta de agua, centrarse en la molienda de cereal fue la mejor decisión.

En tu visita a Consuegra verás el interior del Molino Bolero, de tres plantas. El silo es la planta inferior donde antiguamente se dejaban las mulas. La camareta es la segunda planta donde se limpiaba el grano y se guardaban las herramientas necesarias para la molienda. Y, por último, la tercera planta, llamada moledero, donde está la maquinaria del molino de viento y la famosa rueda catalina. En la parte superior hay ventanillos que servían al molinero para saber la dirección del viento y poder orientar a mano las aspas del molino.

La cubierta de los molinos era antiguamente de paja y después se reconstruyó en madera. Como era fácil que se incendiaran en alguna tormenta eléctrica, optaron por utilizar zinc para evitar problemas. Por cierto, tienen una estructura muy similar a la de los molinos de Zaanse Schans en Holanda, con la torre y su cubierta cónica. Te recomiendo también ese viaje si te encantan los molinos.

La estructura típica de los molinos de viento manchegos tiene tres plantas.
La estructura típica de los molinos de viento manchegos tiene tres plantas.

 

Cómo funciona un molino de viento

Es muy curioso ver cómo funcionan los molinos de Consuegra, más concretamente el Molino Bolero o el Molino Rucio, que son los que visitarás por dentro. El funcionamiento del molino de viento no es tan sencillo como parece. Recuerda que en Consuegra primero tuvieron que descartar la opción del molino de agua por la escasez de corrientes fluviales para focalizarse en el molino de viento, que les ayudaría a moler el cereal para elaborar harina y piensos.

Pero, ¿cómo funciona un molino de viento exactamente? Básicamente, estas obras de ingeniería utilizan la fuerza eólica gracias a las aspas unidas a un eje giratorio. En el proceso entran en juego la rueda catalina, que es el corazón de la maquinaria, la linterna, encargada de hacer girar la piedra volandera sobre la piedra solera para moler el grano, las aspas de álamo y el palo de gobierno, que logra que el armazón cónico gire.

Una vez molido el cereal, la harina se guarda en el guardapolvos. Aquí se separa la harina fina de mayor calidad de la harina gruesa y el afrecho o cáscara de cereal. Y ¿cómo funciona un molino de viento sin viento? Esto a veces ocurría, pero lo que hacían era poner una lona sobre las aspas para que el peso las hiciera girar. En caso contrario, si el problema eran las ráfagas de viento, la fuerza de las aspas se controlaba con un freno sobre la rueda catalina. De hecho, en marzo de 2018 voló la cubierta del Caballero del Verde Gabán, uno de los molinos de Consuegra.

No te pierdas los precios, horarios y cómo conseguir las entradas.
No te pierdas los precios, horarios y cómo conseguir las entradas.

 

Cuántos molinos de viento hay en Consuegra y cómo se llaman

Otra de las preguntas que más me hicisteis durante mi viaje es cuántos molinos de viento hay en Consuegra. Antiguamente había trece molinos, pero en la actualidad se conservan doce de ellos. Todos están ubicados sobre el Cerro Calderico y las vistas panorámicas desde allí son alucinantes. La verdad que los molinos de Consuegra y el castillo sanjuanista son una imagen de postal que vas a retener en tu memoria.

De los doce molinos de Consuegra, cinco de ellos conservan su maquinaria original completa: Espartero, Mochilas, Bolero, Rucio y Sancho, que cuenta con la maquinaria más antigua, del siglo XVI.

Por los nombres que acabo de decirte, te imaginarás que todos los molinos de Consuegra tienen apodos quijotescos o manchegos. Como forman parte de la Ruta de Don Quijote, no podía ser de otra manera. Los molinos de viento de Consuegra se llaman así: Rucio, Espartero, Chispas, Clavileño, Caballero del Verde Gabán, Cardeño, Sancho, Alcancía, Mambrino, Bolero, Vista Alegre y Mochilas.

Visita del Molino Rucio en Consuegra

El molino Rucio fue construido en 1837, pero preserva parte de la maquinaria del siglo XVI. Igual que el molino Bolero del que te hablaré dentro de unas líneas, tiene tres plantas. En realidad, es la estructura más típica de los molinos de viento manchegos.

El molino Rucio abrió sus puertas en 2013 y se puede visitar por libre sin necesidad de tour guiado. En este molino se hacían moliendas diarias, pero ahora solo se utiliza para visitas turísticas. Dentro del molino Rucio verás el moledero o planta superior donde se guarda la maquinaria, la camareta donde se recoge la harina molida y la planta baja con una tienda de productos locales y souvenirs.

En la explanada del molino Rucio se organizan también los atardeceres en vivo. Es un planazo disfrutar de conciertos con este precioso paisaje manchego de fondo. Más abajo te cuento los horarios y precios para visitar los molinos de Consuegra.

 

Gastronomía local dentro de un molino 

Si, como a mí, te encanta probar la gastronomía local de todos los lugares que visitas, una opción original es hacerlo dentro de un molino de viento. Sí, has leído bien. El Gastromolino es un restaurante ubicado dentro del molino Caballero del Verde Gabán, donde puedes probar productos locales y de temporada a precio medio.

En verano suelen sacar las sillas a la calle para disfrutar de la gastronomía manchega bajo las estrellas. Me quedé con ganas de hacer este plan, así que tendré que volver a Consuegra. El horario del Gastromolino es de 19:00 a 1:00 horas de miércoles a domingo. ¡Una opción muy apetecible para cenar!

Otra alternativa si te gusta darle homenajes (asequibles) a tu paladar, es hacer este tour gastronómico en el que degustarás vino, queso y jamón ibérico. Para chuparse los dedos.

Entradas a los molinos de Consuegra

La opción que más recomiendo es reservar las entradas a los molinos de Consuegra en la Oficina de Turismo. Aparte de incluir la visita al interior del Molino Bolero, recorrerás el Castillo de la Muela y aprenderás muchos datos interesantes de Consuegra en el Museo Arqueológico Municipal. Puedes reservar tu entrada para no quedarte sin plaza llamando al 925475731 y 925593118 o escribiendo a info@aytoconsuegra.es.

Yo hice esta visita guiada y me pareció muy completa. Dura unas 2 horas y media, pero se pasa volando. Piensa que Consuegra tiene una historia muy interesante, así que si la visitas por libre no te enterarás de muchas curiosidades de esta localidad toledana.

Otra opción si no te apetece hacer la visita guiada es comprar la entrada al molino Rucio, que como te comenté antes preserva su maquinaria del siglo XVI.

Por último, también tienes la opción de ver el molino Sancho en funcionamiento. Pero eso solo ocurre una vez al año, el último fin de semana de octubre, en la Fiesta de la Rosa del Azafrán. Si te coincide tu escapada a Consuegra en esas fechas, podrás ver en directo cómo muelen el trigo para convertirlo en harina.

El atardecer es la mejor hora para visitar esta localidad toledana.
El atardecer es la mejor hora para visitar esta localidad toledana.

 

Los molinos de Consuegra: horarios y precios

En tu visita a los molinos de Consuegra tienes que tener en cuenta los horarios y precios de entrada. Como te comentaba hace unas líneas, tienes la opción de hacer el tour guiado completo o visitar por libre el molino Rucio.

Actualmente los horarios para hacer la visita guiada al molino Bolero, al castillo de Consuegra y al Museo Arqueológico Municipal son los siguientes: 11:00, 12:00, 13:00, 16:00, 17:00 y 18:00 horas. Yo hice el de las 11:00 y me pareció una hora perfecta para evitar el calor de las horas centrales del día. También te recomiendo hacer el de las 18:00h para quedarte después viendo el atardecer. El precio de la visita guiada completa es de 7€.

Hasta hace poco se podía visitar únicamente el molino Bolero (1,5€) o comprar la entrada combinada al castillo de Consuegra y al molino Bolero (4€), pero por el momento solo es posible hacer la visita completa que te he comentado por 7€. De todos modos, te recomiendo que lo confirmes con la Oficina de Turismo de Consuegra.

Por último, otra opción es visitar el molino Rucio por libre. La entrada cuesta 1,5€ por persona y se puede visitar de martes a domingo de 10:00 a 14:00 horas y de 18:00 a 21:00 horas. Cierra los lunes. De todos modos, consulta la página oficial del molino Rucio porque es probable que en algún momento reanuden las moliendas.

¿Sabías que puedes cenar dentro de uno de los molinos de Consuegra? Yo me lo apunto para la próxima.
¿Sabías que puedes cenar dentro de uno de los molinos de Consuegra? Yo me lo apunto para la próxima.

 

Fiesta de la Rosa del Azafrán y Molienda de la Paz

Toma nota del último fin de semana de octubre, fecha en la que se celebra la Fiesta de la Rosa del Azafrán. Fue declarada como fiesta de Interés Turístico Regional por la Junta de Castilla-La Mancha, pero ¿qué la hace tan especial?

Recuerda que Sancho tiene la maquinaria más antigua de todos los molinos de viento de Consuegra. Pues en la Fiesta de la Rosa del Azafrán podrás verla en pleno funcionamiento. Es aquí donde se entrega en saquitos la llamada Molienda de la Paz, harina de trigo recién molida por el molino Sancho.

Además, se celebran concursos gastronómicos y el Festival Nacional del Folclore con bailes folclóricos de toda España. Y, cómo no, el concurso de monda de azafrán, que premia la velocidad con la que se extraen las hebras o estigmas rojos del azafrán, una práctica milenaria no apta para ti si tienes poca paciencia.

En la Fiesta de la Rosa del Azafrán no solo conocerás la cultura manchega a través de sus tradiciones, gastronomía, bailes e historia, sino que además podrás ver las calles repletas de azafrán.

Si te quedas con ganas de más, en el mes de agosto se celebra Consuegra Medieval con motivo de la muerte del hijo del Cid Campeador en el Castillo de la Muela el 15 de agosto de 1097. La ciudad se transforma y puedes visitar también el mercadillo artesano con productos locales.

Dónde aparcar cerca de los molinos 

Nos hicimos un poco de lío al aparcar cuando llegamos a los molinos de Consuegra a primera hora de la mañana. En la cuesta que sube al Castillo de la Muela vimos una señal de prohibido, así que dejamos el coche en un parking que hay justo antes de la subida. La caminata hasta el castillo es bonita, pero te la puedes ahorrar.

La señal de prohibido solo afecta a los autobuses y caravanas, por lo que si vas en coche puedes subir perfectamente hasta los pies del Castillo de la Muela. Si no encuentras sitio para aparcar allí arriba, puedes intentar aparcar en el Molino Bolero o el Molino Mambrino.

Por cierto, nos sorprendió ver a muchos consaburenses dando un paseo y montando en bicicleta por esta zona a primera hora de la mañana. Luego ya lo entendí cuando vi el calor que hace en Consuegra en verano. ¡Prepárate porque el Lorenzo pega fuerte!

Hoteles en Consuegra

Como los atardeceres en Consuegra son maravillosos, te recomiendo dormir al menos una noche allí para disfrutar de esta estampa manchega sin prisas. A continuación te dejo mis hoteles preferidos en Consuegra para que vayas a tiro hecho:

  • El Patio de los Jazmines: tiene muy buena puntuación y cuenta con piscina exterior, desayuno completo y una decoración muy cuidada. Es una apuesta segura.
  • Apartamento Oncemolinos: otro lugar con muy buenas reseñas son estos apartamentos de Consuegra. Tienen cocina totalmente equipada, barbacoa y buena ubicación.
  • Hotel Rural La Vida de Antes: este hotel en Consuegra de nombre melancólico ha sido restaurado con mucho esmero. Es un alojamiento con encanto y elegante. También cuenta con piscina.

Si no te convence ninguno, echa un vistazo al resto de hoteles baratos en Consuegra y elige el que más te guste.

¿Te ha gustado el artículo sobre los molinos de viento de Consuegra? Si es así, compártelo. ¡Me ayudas mucho! Y si tienes alguna duda, como siempre, te leo abajo en comentarios.

TE AYUDO A VIAJAR A CONSUEGRA AL MEJOR PRECIO