Estás a punto de conocer los sitios que ver en Aínsa en un día. Este pueblo se encuentra en un lugar privilegiado entre los Parques Naturales de Ordesa y Monte Perdido, Posets-Maladeta, los Cañones y la Sierra de Guara. Presume además de tener un casco antiguo medieval declarado Monumento Histórico Artístico, con casas preciosas de piedra, balcones repletos de flores, y castillos y murallas que han sabido resistir al paso del tiempo.

Según la tradición, en la Reconquista de Aínsa los cristianos lograron la victoria frente a los musulmanes a pesar de su inferioridad numérica. En plena contienda, los cristianos vieron cómo la Cruz de Sobrarbe ardía en llamas y lo entendieron como una señal divina que les animó a reconquistar la villa.

Aparte de su carácter medieval y su interesante historia, en Aínsa tienes de todo para pasar un día fabuloso. Los amplios soportales de su Plaza Mayor, el inconfundible Ayuntamiento y el conjunto amurallado. También la Iglesia de Santa María, varias plazas con encanto, calles señoriales y antiguas puertas de acceso a la villa. Miradores con vistas al río Cinca y fiestas célebres como La Morisma, donde se representa la derrota de los musulmanes frente a las tropas cristianas de García Ximénez. El turismo rural está en auge y Aínsa es, sin duda, uno de los pueblos más bonitos de España, con permiso de Alcalá del Júcar.

Desde el Mirador Balcón de Aínsa tienes una de las mejores panorámicas.
Desde el Mirador Balcón de Aínsa tienes una de las mejores panorámicas.

 

Mapa con los sitios que ver en Aínsa en un día

Qué ver en Aínsa en un día

Plaza Mayor y Ayuntamiento de Aínsa

La Plaza Mayor es uno de los sitios más emblemáticos que ver en Aínsa. Esta plaza medieval fue construida en el siglo XII o XIII. Aquí se han celebrado ferias y mercados durante siglos. Aparte de su estilo medieval, me llamó mucho la atención el tamaño de la plaza, sus soportales tan característicos y el majestuoso edificio del Ayuntamiento.

El mejor plan es pasear sin rumbo fijo para observar con detenimiento las casas de la plaza. Verás que todas tienen una estructura muy similar, con preciosos tejados de teja. El resto de viviendas se encuentran principalmente en la Calle Mayor y en la Calle Santa Cruz, que parten de la Plaza Mayor y dan a la Plaza de San Salvador. No es difícil imaginar épocas pasadas en la Plaza Mayor de Aínsa en las que se reunían juglares, músicos, artesanos y mercaderes.

Tienes que ver en Aínsa en un día la Plaza Mayor y sus soportales.
Tienes que ver en Aínsa en un día la Plaza Mayor y sus soportales.

 

El Ayuntamiento de Aínsa se encuentra en la Plaza Mayor de la villa.
El Ayuntamiento de Aínsa se encuentra en la Plaza Mayor de la villa.

 

Iglesia de Santa María, el templo más icónico que ver en Aínsa

La Iglesia de Santa María es uno de los templos más imponentes que ver en Aínsa y en la comarca de Sobrarbe. Se empezó a construir a finales del siglo XI y se terminó en la segunda mitad del siglo XII. Aunque tiene un estilo muy sobrio, la torre del campanario es una joya. Tiene cinco alturas y se utilizó con fines religiosos y militares.

No te pierdas el claustro en uno de sus laterales, construido de forma irregular entre los siglos XIII y XIV. Esta iglesia se encuentra a escasos metros de la Plaza Mayor y no debe faltar en tu itinerario por Aínsa en un día. ¡Avisad@ quedas!

La torre del campanario de la Iglesia de Santa María es una joya.
La torre del campanario de la Iglesia de Santa María es una joya.

 

Castillo de Aínsa, un conjunto amurallado muy interesante

Los castillos tienen un poder mágico de trasladarnos a épocas pasadas y eso me encanta. En Aínsa se conservan restos del castillo, que por cierto tiene unas dimensiones espectaculares. La parte más antigua es la Torre del Homenaje, construida en el siglo XI, donde actualmente está el Centro de Interpretación de la Fauna Pirenaica del que te hablaré dentro de unas líneas.

El conjunto amurallado es una maravilla. En el pasado estaba rodeado por un foso donde había un puente levadizo para acceder al patio de armas. También había cuatro torreones, uno de ellos la Torre del Homenaje que te acabo de comentar. El resto de la construcción la mandó edificar Felipe II a finales del siglo XVI para defenderse de la amenaza francesa. El castillo está en un estado más ruinoso que otros como el de Manzanares El Real, por ejemplo, pero aun así merece mucho la pena.

 

Una de las mejores panorámicas que ver en Aínsa la tienes desde el recinto amurallado de la fortaleza.
Una de las mejores panorámicas que ver en Aínsa la tienes desde el recinto amurallado de la fortaleza.

 

Vistas del casco antiguo de Aínsa desde las murallas.
Vistas del casco antiguo de Aínsa desde las murallas.

 

Cruz Cubierta, un monumento conmemorativo que ver en Aínsa en un día

Visité Aínsa a finales de agosto y me acerqué a la Cruz Cubierta sobre las 13:00 horas, cuando el sol pegaba de lo lindo. A pesar del calor, fue uno de los sitios que más me gustó de mi itinerario por Aínsa en un día. El paseo hasta allí es bastante agradable. Un camino llano y, a ambos lados, las vacas inquietantes que no te quitan la vista de encima.

Desde el castillo tardé 15 min en llegar a pie a este templete circular construido en 1655. En su interior hay una cruz sobre la carrasca, símbolo de Sobrarbe. Pero lo más interesante es la historia de este monumento que conmemora la batalla de la reconquista de Aínsa.

Según cuenta la tradición, en este mismo lugar se libró la batalla entre cristianos y musulmanes. Tenemos que remontarnos al siglo XI, cuando un grupo de montañeros, guiados por García Ximénez, el primer Rey de Sobrarbe, llegaron a Aínsa para sorpresa de los musulmanes. Los cristianos, con un ejército muy escaso, salieron a recibirles en la llanura donde hoy está la Cruz Cubierta.

Aunque todo parecía apuntar a una clara victoria de los musulmanes por su gran ejército, de repente los cristianos vieron una cruz en llamas sobre una carrasca. Esto lo interpretaron como una señal de que Dios estaba apoyándoles, así que no dudaron en sacar fuerzas para arremeter contra el enemigo.

La Cruz Cubierta original fue destruida por un vendaval en 1765, así que Carlos III la mandó reconstruir tal y como ha llegado hasta la actualidad. Según me contaron, era lógico que las autoridades aragonesas quisieran recuperar este monumento. Al fin y al cabo, en esa época el poder de la monarquía española se había mermado. Y la Cruz Cubierta era un acto de identidad del pueblo aragonés, así que había que recuperar este monumento tan simbólico.

Según la tradición, la Reconquista de Aínsa tuvo lugar donde actualmente está la Cruz Cubierta.
Según la tradición, la Reconquista de Aínsa tuvo lugar donde actualmente está la Cruz Cubierta.

 

Calle Mayor y Calle Santa Cruz, las principales arterias que ver en Aínsa

Las dos calles principales de Aínsa son la Calle Mayor y la Calle Santa Cruz. Ambas dan a la Plaza Mayor y pasear por ellas es un auténtico privilegio. La Calle Mayor también es conocida como Calle de los Nobles por la gran cantidad de casas señoriales que posee. Pasear por esta calle te hace desplazarte a la Edad Media.

No olvides fijarte en las fachadas de piedra, las flores en los balcones, las puertas nobles y la Casa Fes, la Casa Arnal y la Casa Bielsa. Y cuando termines de visitar la Plaza Mayor, el castillo y la Cruz Cubierta, regresa por la Calle Santa Cruz, donde antiguamente había muchos artesanos.

La Calle Mayor es una de las arterias principales de Aínsa.
La Calle Mayor es una de las arterias principales de Aínsa.

 

Aínsa es una villa medieval de casas empedradas y balcones de flores.
Aínsa es una villa medieval de casas empedradas y balcones de flores.

 

Puertas de la muralla de Aínsa

Tienes que ver en Aínsa en un día las puertas de la muralla. Como sabes, antiguamente esta villa estaba totalmente amurallada. Todavía se preservan cinco de las siete puertas que había en este recinto amurallado. El Portal de Afuera y el Portal de Abajo son las más cercanas a la parte baja de la villa, pero también siguen en pie el Portal Alto, el Portal de Tierra Glera y el Portal del Callizo.

El Portal de Afuera es una de las antiguas puertas de acceso a la villa.
El Portal de Afuera es una de las antiguas puertas de acceso a la villa.

 

Plaza de San Salvador

La Plaza de San Salvador es una de las más acogedoras que ver en Aínsa. Se llama así porque aquí había una iglesia de la que ahora solo quedan algunos vestigios. No me pueden gustar más las casas de piedra de esta plaza. Y la villa de Aínsa en general, no me extraña que sea uno de los pueblos más bonitos de España.

La Plaza de San Salvador es uno de los sitios que ver en Aínsa en 1 día.
La Plaza de San Salvador es uno de los sitios que ver en Aínsa en 1 día.

 

Plaza de Santo Domingo

La Plaza de Santo Domingo está entre la Calle Santa Cruz y la Calle Mayor. Aquí puedes ver los típicos edificios empedrados de Aínsa y sus fachadas y balcones adornados con flores coloridas. Esta plaza es súper agradable y seguramente pases por ella aunque vayas sin rumbo fijo. ¡Está en una de las zonas más concurridas de la villa!

Ya te dije que en Aínsa hay muchas fachadas adornadas con plantas y flores.
Ya te dije que en Aínsa hay muchas fachadas adornadas con plantas y flores.

 

Plaza de Alfonso I de Aragón

La Plaza de Alfonso I de Aragón está junto a la iglesia de Santa María. Tiene una fuente en el centro de los jardines y varios bancos donde sentarse a descansar. Es una plaza muy tranquila a escasos metros de la Plaza Mayor, así que toma nota para no perdértela.

La Plaza de Alfonso I de Aragón está a escasos metros de la Plaza Mayor de Aínsa.
La Plaza de Alfonso I de Aragón está a escasos metros de la Plaza Mayor de Aínsa.

 

Mirador Balcón de Aínsa, la mejor panorámica que ver en Aínsa

Otra de las ventajas de Aínsa es que está a 569 metros de altitud. Este emplazamiento le sirvió para fines defensivos en su día. Ahora, toca aprovechar su ubicación para disfrutar de sus inmejorables panorámicas. ¡No te imaginas qué vistas desde el Mirador Balcón de Aínsa!

Es el punto más alto de la muralla de Aínsa y desde ahí tienes vistas al río Cinca, a la Peña Montañesa, a los Pirineos y al pantano de Mediano. Está muy cerca de la calle Santa Cruz y de la Iglesia de Santa María, así que no te olvides de incluir este mirador en tu itinerario. ¡Es uno de los sitios que ver en Aínsa más alucinantes!

Las vistas desde el Mirador del Balcón de Aínsa son así de espectaculares.
Las vistas desde el Mirador del Balcón de Aínsa son así de espectaculares.

 

Mirador del Cinca

Vamos con otro mirador que ver en Aínsa en un día. Como su nombre indica, el Mirador del Cinca discurre con vistas al río Cinca. El camino comienza en el parking del castillo de Aínsa y desde allí parten diferentes rutas. Desde este mirador tienes unas vistas bonitas de la Peña Montañesa y del río. Además, el paseo dura unos 20 minutos y es de fácil acceso.

Eco-Museo de la fauna pirenaica

El Eco-Museo es un sitio fabuloso para aprender sobre los valores naturales y espacios protegidos. Hay una exposición permanente sobre los bosques, ríos, desfiladeros, cumbres, glaciares, flora y fauna de la cordillera pirenaica.

También puedes ver la proyección audiovisual ‘Las montañas del quebrantahuesos: biodiversidad pirenaica, tesoro vivo’ para aprender más sobre este tipo de buitre. Además, hay una exposición guiada sobre aves rapaces incapacitadas para vivir en libertad. El tour se hace por un túnel acristalado para no molestar a las aves.

Museo de Oficios y Artes Tradicionales

Otro lugar que ver en Aínsa en un día es el Museo de Oficios y Artes Tradicionales. Se encuentra en Casa Latorre, una vivienda tradicional donde puedes aprender los oficios y artes tradicionales del Pirineo, así como los utensilios cotidianos utilizados en los valles y montañas.

El Museo está ubicado en un edificio del siglo XVI de cuatro plantas. Aquí descubrirás el taller del herrero, el taller del carpintero, la alfarería tradicional, la hojalatería, la cestería y productos textiles fabricados con cáñamo y lana. Sin duda, la mejor forma de imaginarse cómo trabajaban los artesanos en los pueblos hasta hace no mucho.

No te vayas sin descubrir los oficios y artes tradicionales del Pirineo.
No te vayas sin descubrir los oficios y artes tradicionales del Pirineo.

 

Conocer el Patrimonio Hebreo de Sobrarbe

En Sobrarbe existieron varias comunidades judías durante la Edad Media. Entre ellas destaca la aljama de Monclús, una de las más importantes de la Corona de Aragón, y otras de menor tamaño en las villas de Aínsa y de Bielsa.

En 1320 ocurrió la tragedia de los asesinatos y conversiones forzosas protagonizadas por los pastorelli franceses en Monclús. Esto hizo que desapareciera esa aljama en 1357. Otro episodio importante fueron las acciones de la Inquisición contra los judeoconversos en Aínsa y en el Valle de Chistau. Y ya en 1492, se acabó expulsando a los pocos judíos que quedaban en Sobrarbe. Menos mal que la tolerancia a diferentes ideologías y religiones ha venido para quedarse (o eso quiero pensar).

La Morisma, la fiesta por excelencia que ver en Aínsa

¿Qué sería de los pueblos sin sus fiestas populares? A mí me encantan y, siempre que puedo, hago coincidir mis viajes con las fiestas del sitio que visito. En Aínsa una de las representaciones más populares es La Morisma, que narra la derrota de los musulmanes ante las tropas cristianas de García Ximénez en Aínsa. Ya te conté que la Cruz Cubierta tuvo mucho que ver en todo esto, según cuenta la leyenda.

La Morisma se celebra el 14 de septiembre, pero solo en años impares. El lugar escogido para una celebración de tanto renombre no podía ser otro que la Plaza Mayor. Se representan escenas como las cruentas batallas o el bautizo de los musulmanes vencidos.

Otras fiestas que ver en Aínsa son la Caridad, la Romería de los Palacios o San Sebastián. En ésta última, que se celebra el 20 de enero, se encienden hogueras por las calles de Aínsa y se comparte longaniza, patatas asadas y bailes al son de la música popular.

Hoteles en Aínsa

Aunque este artículo trata sobre los sitios que ver en Aínsa en un día, si tienes la opción de quedarte a dormir en este pueblo oscense al menos una noche, lo agradecerás.

Para facilitarte el trabajo de búsqueda, he recopilado varios hoteles en Aínsa para que vayas a tiro hecho:

  • El Mirador de Aínsa: aparte de su decoración cuidada, estos apartamentos tienen vistas a la Peña Montañesa, al pantano de Mediano y a los Pirineos y están perfectamente equipados. Su ubicación es inmejorable en pleno casco antiguo.
  • Hotel Sánchez: es uno de los hoteles en Aínsa con mejores críticas. Se encuentra en la zona moderna de la villa, junto al río Ara. Las habitaciones son amplias y el desayuno variado.
  • Hotel Dos Ríos en Aínsa: otro de los hoteles en Aínsa que más recomiendo es el Hotel Dos Ríos, en pleno centro de Aínsa y muy cerca del Parque Nacional de Ordesa, de Posets Maladeta y la Sierra de Guara. Las habitaciones son modernas y el desayuno muy abundante.

¿Te ha gustado mi artículo sobre qué ver en Aínsa en un día? Si puedes estirar un poco más tu tiempo en este precioso pueblo oscense y dormir una noche allí, te aseguro que no te arrepentirás. ¿Tienes alguna duda? Como siempre, te leo abajo en comentarios.

TE AYUDO A VIAJAR A AÍNSA AL MEJOR PRECIO